Mano b_n

Una certeza a medias, o lo que es mejor, una incertidumbre calculada. –Cedric Price.

Una exposición de fotografía compuesta por esculturas, un dibujo mural, una tríada de pinturas –o superficies pintadas- y tres fotografías. En un primer vistazo, las conexiones no acaban de aparecer; las piezas, a la vez que lúdicas, parecen símbolos aislados. Hay hojas de sala, pero las descripciones de pronto no parecen resolver una mayor aproximación a éstas. Luego de más de cinco explicaciones seriadas a diferentes personas –lo cual debería de calificar como un performance al más puro estilo de Tino Shegal- Marco Treviño (Marsantonelo) me explica, con todo ánimo, la propuesta de su proyecto y como es que la convergencia semántica entre fotografía y política es lo que contiene el sentido conceptual de cada parte, a la vez que es también el medio que entrelaza la totalidad de lo expuesto.

Y entonces se vuelve claro. Marco elabora un interesante mapa conceptual en que cada pieza se implica desde un rol particular. Se trata de significantes definidos por aspectos en común, pero reconfigurados en su expectativa de relación de significados. Así, el trazo enorme de una mano haciendo el gesto de unos “cuernos” es, al tiempo que una definición signada, un contenido trascendental desde su otra lectura representacional, al transformar una travesura infantil en un campo de significado que se ha extendido desde el mass media de la política nacional. Durante una visita oficial del expresidente Vicente Fox a un centro de detención para menores de la Ciudad de México, uno de los jóvenes decidió hacer una broma y “pintarle unos cuernos” al momento de las fotografías para la prensa. Aunque la imagen volvió a tomarse, ésta ya había sido captada por los medios. Sin más y aprovechando el momento, el exmandatario accedió a la broma, dando lugar a que la imagen oficial quedara escindida tras la postura adquirida por la sobre-visualizada imagen troleada.

Marco pliega la broma –o el significado de ésta- sobre sí misma en la pieza siguiente, en la cual hay una cantidad determinada de cabezas esculpidas bajo el canon estético de la Grecia clásica, apiladas entre sí y prolapsadas de una gran base que es también parte de la escultura. Mientras que la pieza de los “cuernos” es el reflejo de un contenido político devenido política de contenido, esta pieza actúa a la inversa. Su contribución semántica parte de un hecho noticioso; en enero del 2010, a sólo tres meses del arranque de la gestión de Rodrigo Medina, se reveló un pago exorbitante por una sesión fotográfica de la cual solamente se llegaron a comprobar 90 fotografías impresas del entonces gobernador de Nuevo León. Cuando la cifra se hizo pública el escandalo derivó únicamente en la renuncia de un funcionario de tercer nivel. En su transferencia, el artista le transforma en la imagen de una serie de Narcisos estrellados en su propio reflejo, no sobre la superficie del agua, sino en la profundidad del acontecimiento.

En el entramado del discurso, la tercer referencia consta justamente de tres fotografías cuyo contenido tiene que ver con lo que sucede mas allá de lo fotografiado. Las imágenes se componen por dos paredes blancas (dos laterales en perspectiva y una central de frente) que están siendo preparadas para su reconstrucción. Estas paredes pertenecen al interior de una oficina gubernamental que, habiendo finalizado el período administrativo en turno, había sido previamente desalojada y se encontraba en preparación para que la designación del período siguiente tomase lugar. Una metáfora del subdesarrollo como algo que no deja de acontecer al tener que renovar por completo todo lo avanzado con cada período político. Otro pliegue mas en los significantes utilizados por el artista. El conjunto de piezas constituye una réplica, en todo sentido, de la condición de la fotografía como medio y como el detonador de lo que ocurre mas allá de lo visto; es decir, desde sus contenidos. El valor agregado consta de un diálogo que no deja de tener un referente directo con la condición política reflejada en lo mediático, lo cual permite el atisbo de la constante de una incertidumbre calculada.

bustospared 1

Políticas del Retrato, exposición individual de Marsantonelo, presentada el viernes 16 de Mayo de 2014 como la segunda de cuatro rondas expositivas propuestas y gestionadas por el colectivo La Compañía, en el estudio Jakob Gómez Architecture & Design. San Pedro Garza García, NL.
*Todas las fotografías pertenecen a Marsantonelo.

PDF    Send article as PDF   
Share.

About Author

Es curador y docente de Arte. Además de colaborar como curador adjunto en el espacio NoAutomático, ha realizado diversos proyectos tanto nacional como internacionalmente. Su trabajo como curador se desarrolla a partir de integrar propuestas diversas de arte emergente. Su trabajo de investigación se conjunta en el blog http://especificontexto.blogspot.mx/

Comments are closed.